PAREJA

La llamada pareja romántica constituye hoy el núcleo de la familia, pero no siempre ha sido así. Surgió en un cierto momento histórico como respuesta a unas expectativas generadas por unas circunstancias sociales y económicas determinadas. Pero vivimos una época en que esas expectativas y circunstancias cambian rápidamente. ¿Qué espero de mi pareja? ¿Qué estoy dispuesto o dispuesta a darle? ¿Se puede esperar demasiado del otro? ¿Y demasiado poco?

No se trata de cuestiones teóricas. Cuánto sufrimiento se deriva de la falta de valor para preguntarse estas y otras cosas, para las que uno no puede conformarse con una respuesta general, encontrada en un libro, sino que ha de generar la suya, la que le haga dueño y no víctima de su necesidad de compartir su vida.

¿Quieres saber más? Pincha en este enlace para leer o escuchar más sobre la pareja.

Anuncios